Esteban Saborío Hernández y su #fotografía en @hacerfotos

 

Esteban Saborío es un fotógrafo tico (así se llama a la gente de Costa Rica), esa pequeña franja de tierra Centroamericana, repleta de bellezas naturales y culturales, que en varias ocasiones se le ha denominado “el país más feliz del mundo”, pero que como todos los países latinoamericanos, es un pueblo que lucha por salir adelante. Y justo así es como describiríamos a este fotógrafo, un tipo que no nació rodeado de posibilidades, pero que trabaja por dejar una huella con lo que hace.

Le pedimos a Esteban que nos comentara un poco acerca de su fotografía y estas son sus palabras:

Costa Rica tiene fotógrafos impresionantes, de talla mundial, que admiro y han sido parte de mi inspiración y formación. Sin embargo, la fotografía no se trata de ser el mejor, sino de crecer constantemente, de superarte a ti mismo. Sé que mi fotografía tiene lo suyo, me esfuerzo porque cada disparo tenga lo que considero es la verdadera fotografía: una historia que contar, alma y belleza.

Una historia que contar:

Soy un cuenta-cuentos. Me encanta hablar con la gente, escuchar lo que dicen y lo que no. La fotografía sólo es una extensión de ese arte. Amo imaginar historias alrededor de cada disparo, que el paisaje, los ojos de un retrato o el óxido de una estructura me cuenten algo que no le han contado a nadie y, por ende, a través de mi foto, que otros conozcan o sientan esas historias.

Alma:

Seamos honestos: presionar un botón lo hace cualquiera, pero eso no es fotografía. Hoy todo es automatizado, lo digital “lo ha vuelto todo más fácil”, hemos perdido la esencia, se ha reducido este arte a “buenas imágenes” a “imágenes HD, ultra 4K, etc” En otras palabras, reducimos esto a resolución, y la fotografía va mucho más allá de la calidad de imagen. Por disparar tanto hemos perdido la conexión fotógrafo-sujeto. Este concepto podrá sonar subjetivo, pero cuando una foto tiene alma se siente y el espectador lo sabe: cuanto tiene alma, es porque se le dedicó tiempo y va más allá de verse bien, debe verse tal cual es.

Belleza:

Olvidemos los estereotipos: todo está conectado y como mencioné antes, debe verse tal cual es y justo esa es la belleza, sin capas y capas de arquetipos o estereotipos sino no más la esencia. Y no hablo de eliminar la producción o post-producción. En ese caso, entonces, hablaría de que sea la esencia del concepto, la idea clara, el mensaje claro, belleza es verdad, si la foto tiene verdad es bella aunque sea cruda.

Si me permiten hablar de esto como una receta, diría que siempre procuro que mis fotos tengan estos elementos, son el reflejo de una lucha por contar algo, por proyectar esencia y por mostrar, sin caretas, la belleza. Y por eso, sé que quizás no son las mejores, pero sí son “las fotos más felices del mundo”.

 

Edificio abandonado
La belleza que la luz de un atardecer le da a una estructura abandonada.

El Oasis de la Huacachina
Uno de los lugares más hermosos en los que he estado. Además, de niño siempre soñé con conocerlo… Un oasis en medio de un desierto.

Una noche convertida en día.
Eran aproximadamente las 12 media noche, pero la luz lejana de la ciudad pintaba el cielo como si fuera el día. ¡Y las nubes eran sencillamente hermosas!

Un imperio en pie.
Este imperio se mantiene en pie porque sus estructuras sobrevivieron todos los embates… Viven a través de su legado.

Una fuente viva
Una hermosa fuente en el pleno centro del parte central de Antigua Guatemala. Ahora, sus aguas y belleza quedaron inmortales para siempre.

Paz.
Recibí una pésima noticia justo en el momento que estaba haciendo esta foto: terminé de leer el mensaje en mi celular y justo ahí, se terminó de tomar la foto. Vi ese paisaje y me dije: “todo estará bien” Me transmitió una paz instantánea.

Islas Ballestas
Un lugar mágico, el trayecto en lancha se disfruta muchísimo y llegar ahí es una recompensa inigualable.

León marino
Ese leoncito estaba tranquilo durmiendo. Después se levantó e hizo ese gesto. Luego de eso se volvió a echar. Es la descripción perfecto de un momento irrepetible.

Playa Dominical
De mis primeras pruebas con la fotografía nocturna. Después  de esta foto nos llevamos (un amigo y yo) un buen susto de unas personas que andaban merodeando por ahí.

Las chicas de Antigua
Siempre mantienen esa sonrisa cuando conversan con uno: las chicas de antigua Guatemala.

 

 

Hasta aquí las fotos que Esteban nos ha seleccionado. En los siguientes enlaces puedes conocerlo un poco mejor:

Galería 500px 

Twitter

Instagram

Para terminar, y si lo deseas, puedes ver más posts publicados de otros participantes en la sección PARTICIPA.

Yo me despido invitándote a participar:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *